¿Cómo eliminar la grasa y la suciedad de los suelos lacados?

Grasa y suciedad en suelos lacados

Los suelos lacados son populares por su acabado brillante y durabilidad. Sin embargo, con el tiempo, pueden acumular grasa y suciedad, especialmente en áreas de alto tráfico como cocinas y pasillos. Los productos de limpieza comunes a menudo no son lo suficientemente efectivos e incluso pueden dañar la capa de laca. Esto hace que el suelo pierda su brillo y sea más propenso a dañarse. Por lo tanto, es importante usar un producto especial que elimine eficazmente la grasa y la suciedad sin dañar el suelo.

La solución efectiva para suelos lacados

Lecol OH49 Clean es un agente de limpieza concentrado, suave y amigable con la piel y los materiales, especialmente desarrollado para limpiar suelos lacados. El producto se puede diluir con agua en cualquier proporción y disuelve eficazmente la grasa y la suciedad. Para usarlo, agregue 50-100 ml de Lecol OH49 Clean a 10 litros de agua y trate la superficie con un paño o una fregona. No es necesario enjuagar ni secar, excepto en el vidrio. Para suciedad más intensa, se puede usar una concentración más alta. Lecol OH49 Clean es adecuado para áreas pequeñas y grandes, lo que facilita y efectiviza el mantenimiento de suelos lacados. El producto tiene una fragancia agradable y es seguro de usar en varias superficies, incluidos azulejos, paredes y suelos de plástico.

Lecol

Lecol OH49 Clean

Normale prijs €10,45
Impuesto incluido.

Lecol OH49 Clean elimina la grasa y la suciedad de los suelos lacados sin dañarlos, adecuado para varias superficies.